Entradas

por David Alvarez-Planas

Xavier Bartlett Carceller

 

Cuando ayer por la mañana, me llamó Artur para informarme que nuestro común y querido amigo Xavier Bartlett había muerto, no pude por menos que sentir un inmenso y triste vacío.

Estaba al tanto del delicado estado de salud de Xavier, con el que había estado hablando unos días antes, pero, sinceramente, no pensé que el desenlace fuera tan rápido.

El pasado 11 de marzo estuve en su casa comiendo con él. Lo encontré cansado y abatido y así se lo dije.

– Es que no me encuentro bien. Llevo un tiempo con dolores intestinales, malas digestiones. Estoy haciendo un poco de dieta, pero no se me pasa. Al final tendré que ir al médico

La verdad es que en aquel momento no le di mucha importancia y pensé que sería algo transitorio, así que seguimos hablando de nuestras cosas, de aquellas que nos unían y nos apasionaban: los enigmas históricos, los no identificados… Pero, sobre todo de su nuevo libro, Los Amos de la Guerra, que hacía muy poco que se había publicado.

Era un proyecto, por fin terminado, en el que Xavier había estado trabajando durante los últimos meses. Incluso en su día, estuvimos hablando de hacer una edición en digital y comercializarla a través de Amazon y otras plataformas. Pero Xavier eran una persona 1.0 y optó por la edición y publicación tradicional: papel y librerías. Discreto, poco dado a prodigarse en los medios, ni siquiera tenía WhatsApp, ni mucho menos, Facebook. Cada vez que nos llamábamos por teléfono, lo hacíamos desde el “fijo” y, de hecho, si conservo todavía esa línea es porque a través de ella me comunicó con tan sólo 3 buenos amigos. Uno de ellos era Xavier.

Leer más

por Xavier Bartlett

Introducción

Lamentablemente, la historia de la ciencia está llena de episodios oscuros de intransigencia, dogmatismo y acoso hacia ciertas opiniones minoritarias que no encajaban con lo que dictaba la ortodoxia del momento. El ámbito concreto de la historia y la arqueología no ha sido ajeno a este tipo de actitudes persecutorias, generalmente orientadas a desacreditar los trabajos de los investigadores independientes, también llamados outsiders. Sin embargo, esto sólo es una parte de un escenario mucho más amplio, que nos lleva a considerar que de hecho hay muchos más trapos sucios dentro de la propia institución científica.

Por supuesto, tales trapos muy raramente salen a la luz más allá de unos círculos muy restringidos, o sea, más o menos en el ámbito de los propios afectados. Todo lo más, se tiene noticia de la existencia de algunas personalidades o corrientes minoritarias que en su momento propusieron cosas quizá demasiado “arriesgadas” y no obtuvieron el apoyo de sus colegas y por tanto quedaron fuera del consenso científico, que de hecho no es más que un punto común de acuerdo, en modo alguno una verdad científica absoluta. En todo caso, en la universidad, al igual que en la escuela, se ofrece la versión estándar de la mayoría y todos aquellos que quedaron fuera del paradigma por diversos motivos simplemente no son citados; es como si nunca hubieran existido.

Ahora bien, dicho esto, no estamos ante una simple cuestión de quedarse al margen por ir a contracorriente. Evidentemente, la ciencia va ampliando horizontes y muchos conocimientos pueden resultar erróneos o quedar obsoletos por diversos motivos y por tanto se van quedando atrás. Admitiendo esta premisa, debe quedar claro que no se trata exactamente de esto; más bien estaríamos hablando de la aplicación de un patrón de pensamiento único que anula sistemáticamente determinadas visiones que no concuerdan con el marco teórico establecido. Esta situación fue perfectamente descrita en el libro de Michael Cremo y Richard Thompson Forbidden Archaeology (“Arqueología prohibida”), una obra alternativa que –a pesar de sus muchos prejuicios, errores y carencias de todo tipo– puso de manifiesto que cierta parte de la investigación arqueológica de los últimos 150 años fue condenada al ostracismo por contrariar las tesis imperantes, sobre todo en lo referente al evolucionismo darwiniano.

Leer más


Me complace comunicar a los lectores de DogmaCero que ya ha salido a la venta mi segundo libro, titulado “Los amos de la guerra”. Se trata de un proyecto que inicié poco después de publicar “La historia imperfecta” (2015) y que me ha llevado casi cuatro años de trabajo, entre plantear, documentar, redactar y revisar los contenidos. En este caso me he ido al otro extremo de mis intereses históricos, pues he pasado de la prehistoria y la historia antigua del primer libro a la historia más reciente.

El motivo o razón de ser de esta obra ha sido adentrarme en lo que yo llamo “metahistoria”, o una cierta historia de fondo que se sitúa más allá de la historiografía oficial y que permanece más o menos oculta entre bambalinas. Así, al analizar concretamente el fenómeno de la guerra a lo largo de los tiempos, he ido a parar a una serie de hechos y datos que me han empujado a formular la hipótesis de que el relato convencional de los conflictos está manipulado y que trata de vender una argumentación que sólo se aguanta desde la pura teatralidad de la realidad social, política y económica construida por unos pocos. Desde este punto de vista, el planteamiento del libro defiende que en verdad no hay “enemigos”, sino un entramado de intenciones e intereses comunes que trabajan conjuntamente para el buen éxito de la guerra.

Leer más

la_historia_imperfecta

Portada del nuevo libro del historiador Xavier Barlett «La Historia Imperfecta»

El próximo día 4 de junio, jueves, a las 19:00 horas tendrá lugar en Barcelona la presentación del libro del historiador y arqueólogo, editor adjunto de DogmaCero, “La historia imperfecta”, editado por Ediciones Obelisco.

El evento tendrá lugar en la conocida librería barcelonea “La Casa del Libro” en Passeig de Gràcia, 62 de Barcelona.

El libro se podrá adquirir en librerías del territorio español a partir de la última semana del mes de mayo y en las semanas siguientes se distribuirá también por Latinoamérica, estando también prevista su distribución en Estados Unidos. Naturalmente, el libro podrá adquirirse en la web de la editorial, así como en librerías on-line como Amazon.

Tras una breve introducción a cargo del editor de DogmaCero, David Alvarez-Planas, intervendrá  Xavier Bartlett, para posteriormente abrirse un turno de preguntas y comentarios. Al final del acto, el autor firmará ejemplares de su obra.

 

Más información: www.lacasadellibro.com / www.edicionesobelisco.com

Tel. 902 02 64 07

 

Transporte público

Metro: estación Passeig de Gràcia L2/L3/L4.
Renfe: estación Rodalies Passeig de Gràcia R2 /R2N/ R2S
Autobuses: 7/20/22/24 /39/45/V15/V17/B24

“La Historia Imperfecta” : el nuevo libro del historiador  Xavier Bartlett, publicado por Ediciones Obelisco

 

la_historia_imperfecta

Portada del libro La Historia Imperfecta

 

¿Es el origen del hombre y de la civilización tal como nos la cuentan en la escuela o en la universidad? ¿Qué grado de certeza tenemos respecto de algunas concepciones ya consolidadas? Frente a la investigación académica, numerosos autores han explotado un género literario, conocido como historia o arqueología alternativa, que reta el conocimiento aceptado según el consenso científico. Este fenómeno, que pretende “rescribir la historia”, ha sido sin duda un éxito de ventas durante mucho tiempo, pero… ¿hasta qué punto sus postulados son creíbles? ¿Es posible que algunas de las propuestas alternativas apunten a nuevas líneas de investigación o bien son meras especulaciones basadas en la atracción por el misterio? ¿Pueden aportar algo al debate científico o son simples productos culturales de consumo?

Todas estas cuestiones me llamaron la atención hace ya algunos años y se plasmaron en un proyecto de documentación e investigación que a su vez se tradujo finalmente en el libro “La historia imperfecta”, que está a punto de salir al mercado (a finales de este mes de mayo de 2015).

Lógicamente, no soy ni la primera ni la segunda persona que escribe sobre estos temas, pero sí considero que he venido a ocupar un enorme vacío en cuanto he intentado proveer a los lectores de una información completa y desde todos los ángulos, huyendo de las típicas condenas y refutaciones que se hacen unos a otros, que en mi opinión no llevan a ningún sitio y cierran todas las puertas a un debate constructivo y riguroso.

Leer más