por David Alvarez-Planas

S. Hermann & F. Richter Pixabay

Vivimos en los tiempos de la posverdad, en los que determinada información apela a las emociones, creencias o deseos de las personas en lugar de a hechos objetivos, en palabras de Dario Villanueva, director de la Real Academia Española.

Y aunque siempre han existido las noticias falsas o engañosas, la irrupción de internet, que ha provocado que la comunicación mude del broadcasting al networking, en la que cualquier usuario no es sólo receptor sino también emisor de noticias e informaciones, las fake news han proliferado de forma exponencial. Ahora la noticia falsa o fabricada ad hoc es replicada miles de veces en poco tiempo.

Las redes sociales son el medio perfecto para que esas noticias, en manos expertas y atendiendo a intereses espurios, prosperen y alcancen su objetivo final que no es otro que manipular a la opinión pública e incidir en las decisiones políticas de los ciudadanos.

Un ejemplo claro de uso masivo e indiscriminado de esas noticias falsas es el presidente de los Estados Unidos Donald Trump. Según la web Politifact, en su última campaña electoral el 70% de sus declaraciones fueron falsas.

Ovrik.com

Otro ejemplo es el caso Cambridge Analytica y el papel que jugó tanto en las elecciones norteamericanas como en el Brexit. Según datos del Centro Estratégico Latinoamericano de Geopolítica, Cambridge Analytica recopilo de forma ilegal información vertida en Facebook por sus usuarios con el fin de conocer su perfil político, creando y enviándoles noticias falsas que estuvieran en el ámbito de sus preferencias y manipularlos en favor de Donal Trump.

Cambridge Analytica también operó en México, Brasil y Argentina, siendo objeto de investigación judicial.

La Federación Internacional de Periodistas (en cuyos textos se basa este artículo) advierte de otro peligro: los Fake Media o falsos medios digitales que propagan (incluso crean) noticias descontextualizadas, erróneas o manipuladas. Esos falsos medios de comunicación, muchos de ellos ligados a grupos de la extrema derecha o «derecha alternativa», fomentan la desinformación y se convierten de hecho en un peligro para la democracia.

¿Cómo detectar Fake News?

El sitio web argentino sin ánimo de lucro «chequeado.com», cuya directora ejecutiva es la periodista Laura Zommer (a la que tuve como instructora en un curso que realicé sobre «Fackt Checking y Periodismo de Datos» en el ámbito del Knight Center for Journalism in the Américas, University of Texas at Austin) establece una serie de consejos para detectar desinformación y noticias falsas

1.- Desconfiar de los títulos grandes y en mayúsculas, diseñados para apelar a la emotividad y generar interés en las redes sociales.

2.- Analizar la sección «Acerca de» o «About» del sitio en donde los medios más fiables incluyen datos acerca del equipo de redacción, la financiación del sitio, el contacto y otras características verificables. Desconfíe de los sitios que carecen de esta información.

@brotin_biswas pexels.com

3.- Chequear los links y las citas que se citan en los artículos y las noticias. Es un principio básico que el lector pueda verificar la información que se le entrega. Si esos links no funcionan o redirigen a otros sitios no relacionados o de dudosa confiabilidad, hay que desconfiar. También es una buena práctica utilizar los buscadores para verificar personas o palabras clave citadas en el artículo o la noticia. Una breve pesquisa en la web puede darnos pistas muy valiosas acerca de la veracidad de la noticia.

4.- Desconfiar de URLs similares a sitios conocidos. En ocasiones, una estrategia de los fake media es utilizar nombres y vínculos similares a portales de noticias reconocidos. La intención es clara: que el lector de por buena la noticia (por la confianza que le merece la web suplantada, y que la difunda.

5.- Encontrar una fuente local y consultarla. De cualquier noticia que ocurra en cualquier parte del mundo, con toda seguridad será recogida por algún medio local/estatal que puede aportarnos información valiosa. Si no la encuentra o la encuentra totalmente distinta, desconfíe.

6.- Realizar una búsqueda inversa de imágenes. Con frecuencia el contenido falso utiliza fotografías fuera de contexto o que no son originales. Mediante el uso de Google Images se pueden contrastar esas imágenes y confirmar o desmentir la noticia.

Personalmente, añadiría un séptimo consejo: acudir a los numerosos verificadores de noticias que existen en la web y de las que citaremos al final de este artículo. Estas webs suelen ser muy útiles y casi siempre nos darán elementos muy valiosos para contrastar la noticia de la que desconfiemos. Sin embargo, recuerde que de lo que se trata es de que usted tenga su propio criterio, no que adopte el criterio ni del emisor ni del chequeador.

Gerd Altmann Pixabay

En 2015, Alexios Mantzarlis escribió un artículo en la web del Instituto Poynter en el que daba seis consejos para desmentir las noticias falsas que, en términos generales, coinciden con los expuestos anteriormente de Chequeado.com, si bien añade una consideración muy interesante.

Mantzarlis aconseja consultar no tan sólo fuentes digitales (como las que nos ofrecerían los motores de búsqueda) sino también la de expertos en la materia a la que la noticia analizada haga referencia. Los expertos a menudo están dispuestos a difundir la verdad y es muy probable que respondan a una consulta que les efectuemos con la intención de desenmascarar una noticia falsa. Para ello, podemos utilizar Twitter o el Messenger de Facebook.

Finalmente, Mantzarlis anima a no desesperar. La propagación de información falsa es un negocio para algunos y el volumen y la frecuencia de la misma se desarrolla a ritmo creciente y la lucha de los verificadores es desigual. Sin embargo, no es una causa perdida.

En tiempos de pandemia, las noticias falsas proliferan más que nunca. Y, lo que es peor, están siendo utilizadas con medios claramente políticos. El ataque viene de la extrema derecha, de esa Internacional Trumpista que el estratega de la llamada «derecha alternativa» (alt-righ) Steve Bannon está intentando crear en Roma, junto con su mano derecha en la capital italiana y próximo a los círculos ultraconservadores del Vaticano, Benjamin Harnwe.(1)

 

Photo Mix Pixabay

 

Tras diversos litigios con el Ministerio de Cultura italiano, en el pasado mes de mayo Bannon conseguía la autorización para administrar durante 19 años la Cartuja benedictina de Trisulti en la localidad italiana de Collepardo, que, en junio pasado, se convirtió en un think tank llamado «Academia Judeo-Cristiana para occidente«, toda una declaración de principios. Esta «academia» forma parte del Instituto Dignitatis Humanae (DHI) que está dirigido por el citado Benjamin Harnwel y que cuenta con el apoyo del cardenal estadounidense Raymond Burke y del cardenal italiano Renato Martino.

Las últimas noticias indican que el gobierno italiano había iniciado el procedimiento para revocar la concesión de la Cartuja de Trisulti al citado instituto «Dignitatis Humanae«. Veremos como acaba ese litigio pero lo cierto es que Bannon  sus adláteres se han convertido en el referente ideológico de partidos como La Liga Norte de Salvini, Rassemblement Nationale de Le Pen o Vox de Abascal. Precisamente, Steve Bannon ha reconocido que en el verano de 2017 tuvo contactos con el partido ultraderechista español Vox. Asi que el asunto está lejos de ser una broma de cuatro frikis y amenaza las raices mismas del sistema democrático.

Dando soluciones simples a problemas complejos que apelan no a la razón sino al sentimiento de las personas, las noticias falsas impactan entre personas bien intencionadas (o no) que en un acto inconsciente e irresponsable expanden esos bulos, desconociendo el auténtico alcance ( o no) de sus actos. Antes de compartir, antes de divulgar una noticia (por espectacular que pueda parecer y por mucho que encaje en sus esquemas ideológicos), por favor, verifique. Es fácil hacerlo, le tomará sólo unos minutos y ayudará que en este mundo haya un poco menos de confusión. Y, finalmente, tenga en cuenta que la «verdad oficial» es la verdad de la mayoría pero no siempre se corresponde con la realidad. Lo importante es que usted tenga su propio criterio bien fundamentado.

David Álvarez-Planas

Este artículo sólo pretende ayudar a discernir noticias falsas de las que no lo son. Si le parece interesante, es libre de reproducirlo y divulgarlo.
DogmaCero le agradece que cite su fuente y a su autor.

 

Notas

(1) El Poynter Institute for Media Studies es una escuela de periodismo sin fines de lucro y organización de investigación ubicada en St. Petersburg, Florida. La escuela es propietaria del periódico Tampa Bay Times y de la Red Internacional de Verificación de Datos
Fuente: https://en.wikipedia.org/wiki/Poynter_Institute

(2) El templo populista de Steve Bannon en Italia
https://elpais.com/internacional/2018/09/20/actualidad/1537462031_280140.html

(3) El ultraderechista Steve Bannon gana su pugna contra Italia por la Cartuja de Trisulti
https://www.elmundo.es/internacional/2020/05/27/5ece541afc6c83bb408b45ce.html

(4) Italia procede a revocar concesión del monasterio a la asociación de Bannon
https://www.lavanguardia.com/politica/20190531/462581789354/italia-procede-a-revocar-concesion-del-monasterio-a-la-asociacion-de-bannon.html


VERIFICADORES

 

Webs españolas

Acusados de ser «esbirros» de George Soros (y, hasta tal vez, de Bill Gates) y del NWO, aunque todos citan argumentos y fuentes que el propio usuario puede verificar. Sus protocolos de trabajo suelen estar refrendados por la IFCN (International Fact-Checking Network)
Hay que tener en cuenta que cualquier bulo o noticia falsa es creada y difundida por alguien con una ideología y con unos intereses concretos. Cuando la noticia falsa es desenmascarada, lo primero es desacreditar al mensajero. Y tenga siempre en cuenta que la «verdad oficial» no siempre es la Verdad

IFCN Red Internacional de Fact Checking
https://ifcncodeofprinciples.poynter.org/

MINISTERIO DE LA VERDAD (España)
Primera web de verificación de datos dedicada en España, lanzada en 2017, con el propósito de desacreditar noticias falsas. Acreditado por Google como organización de verificación de hechos.
https://www.miniver.org/

MALDITA.ES (España)
https://maldita.es/

NEWTRAL (España)
https://www.newtral.es/

Webs Internacionales

CHEQUEADO (Argentina)
Un referente a nivel internacional, radicado en Argentina y dirigido por la periodista Laura Zommer
https://chequeado.com/

VERIFICADO (México)
https://verificado.com.mx/

EL SABUESO (México)
https://www.animalpolitico.com/sabueso/

DEL DICHO AL HECHO (Chile)
Sólo orientada al cumplimiento de las promesas políticas del gobierno de Chile
https://deldichoalhecho.cl/

REALITY CHECK (Gran Bretaña)
El verificador de la BBC (imprescindible)
https://www.bbc.com/news/reality_check

CHANNEL FOUR FACTCHECK (Gran Bretaña)
El verificador de la cadena Channel 4
https://www.channel4.com/news/factcheck

FACTCHECK.ORG (USA)
Verificando noticias desde 2003
https://www.factcheck.org/

POLITIFACT (El Instituto de Poynter) (USA)
https://www.politifact.com/

SNOPES (USA)
https://www.snopes.com/fact-check/

FULL FACT
https://fullfact.org/

MEDIA BIAS/FACT CHECK (USA)
https://mediabiasfactcheck.com/

En el futuro iremos añadiendo nuevos verificadores.

Print Friendly, PDF & Email
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.